jueves, 21 de abril de 2011

Entrevista Radio Nacional de España

El pasado martes Radio Nacional de España me hizo una entrevista; fue una conversación muy agradable con el entrevistador en la que recupere recuerdos de mi vida y de mi experiencia como diplomático, en sus momentos más interesantes. Recoge muy bien mi vida pasada, mi presente y mis proyectos de futuro.

Por si alguien tiene interés en escucharlas y con ellas conocer un poco más sobre mi vida las cuelgo en este blog en dos partes:
Primera parte de la entrevista, con seis temas centrales:
1. A que dedica su tiempo hoy un Embajador jubilado del Reino de España?
2. Distribución de mi tiempo libre (donde vivo en Cieza, Madrid y Biarritz) durante el año. La Fundación "Los Álamos".
3. SiSpain 1ª pagina Web de una Embajada en le mundo.
4. Intereses de España en las Antípodas.
5. Libro s/ Floridablanca.
6. Mi Embajada en la Santa Sede y la diplomacia vaticana.

Segunda parte de la entrevista con tres temas centrales
1. Mi primer puesto en la ONU de 1964 a 1968 Gibraltar y la crisis del 68.
2. Director General de Cooperación Técnica Internacional con Fernando Moran la Ley de Cooperación Internacional y el Estatuto del Cooperante.
3. Prohibición de los Vertidos radiactivos en la Mar tras mi actuación en la Organización Marítima Internacional en 1982.

Ahora estoy disfrutando de Cieza, de sus gentes, de su río, de sus Álamos, de su Semana Santa y de tantas y tantas cosas que hacen que esta sea mi tierra y que siempre lo haya sido.

lunes, 4 de abril de 2011

Mis conversaciones con Mario Bunge (V): "!Maximizad las utilidades!"

Hace ya casi medio mes del accidente nuclear en Japón pero corren voces que sostienen que el desastre, como dijo el Comisario General de la Energía de la UE Günther Oettinge, es "incontrolable=impredecible" en el tiempo y en el espacio. Es un tema sobre el que hay mucho que reflexionar. Con el beneplácito del Maestro Bunge, os paso estas reflexiones suyas.

Querido JoLu:
Es verdad que en el desastre nuclear hubo muchos impredecibles, en particular el tamaño de la ola (14 m). Pero, al parecer, el principal culpable no fue Poseidon sino la gerencia de la empresa, que desoyó múltiples advertencias de inspectores de la planta.
Una de ellas fue esta: la burbuja de hidrogeno que se desprendió y que exploto al combinarse con el oxigeno del aire circundante, no habría hecho esto si los reactores hubieran sido cubierto por un capa de "lana" de platino. En efecto, esta hubiera catalizado la reacción Hidrogeno + Oxigeno = Agua.
Aunque el platino es muy caro, la cantidad necesaria es ínfima, de modo que hubiera costado poco tomar esta precaución. Pero la gerencia siempre puso en práctica la máxima de los economistas ortodoxos: "!Maximizad las utilidades!". Los japoneses no se chupan el dedo, y muchos de ellos han salido a la calle para protestar, lo que ha obligado a la gerencia a pedir disculpas al público (cosa que nunca ocurre en Occidente).
Te abraza
Mario

viernes, 1 de abril de 2011

Luchando contra la incomprensión y el desconocimiento

Hay cosas que es curioso recordar, y que pasados los años aun siguen vivas. De mis tiempos de Diplomacia anti-nuclear (16.02.1983) yo presidí en Londres en la OMI (The London Dumping Convention) la Delegación Española que pusimos a votación la prohibición (entonces era suspensión) de los vertidos de residuos radiactivos en la mar, de baja y media actividad que legalmente estaban admitidos...y que se vertían a 700 kilómetros de Finisterre. Me apoyaron los Escandinavos, Filipinas, Argentina, Portugal y fue al año siguiente cuando se aceptó en el seno de la AEN (Agencia de Energía Nuclear) de la OCDE la prohibición total.

El tema del almacenamiento de los residuos radiactivos de las Centrales nucleares también lo trabajé en Canada, donde tenía una muy buena opinión pública al respecto.

Todo ello me hizo entrar muy en contacto con Greenpeace Amsterdam y Francia, y en su constitución en España fui el nº 1 de sus socios...
¡Ha pasado mucho tiempo! Pero las cosas no solo quedan en la mente y en la convicción profunda, sino que cuando se producen fenómenos como el de Fukushima todo renace, todo vuelve a estar tan vivo como en aquellas batallas donde lo primero que había que luchar era contra la incomprensión y el desconocimiento.