+ PIPO: Eduardo de Zulueta y Dato.



  Nada más triste, desolador y aislante como el fallecer en estos días o en esta época maldita en la que hasta la muerte (+) se hace cada vez más inhumana. Porque con todo lo fatigosamente penoso que es fallecer, para él mismo "encartado" y para sus familiares más adictos.....hoy ademas hay que hacerlo como en Secreto.

  Es lo más triste que se puede pensar.

  Me explico un poco.

  El Embajador Eduardo de Zulueta y Dato, que fue el primer Director General de Asuntos Eclesiásticos, con el Ministro de Justicia Antonio Garrigues, que dejó nuestra Embajada ante la Santa Sede y se lo llevó con él al Ministerio, ha sido es y será siempre el ejemplo máximo de un ser humano completo al 100%.

  Yo he convivido con él cinco años en Roma y he aprendido tanto, que está escrito por Eduardo en la dedicatoria de su Libro "

  Si pudiera transcribir sin error, la dedicatoria (la mejor que he tenido en mi vida) haría comprender el valor 100% de ser humano de Eduardo. 

Comentarios

Entradas populares de este blog

Puesta al día del contencioso sobre Gibraltar

Parte II.- Historia del Cardenal D. Gil de Albornoz, fundador del Real Colegio de España en Bolonia: breve "riasunto" de su primera Legación en Italia del 1353 al 1357.

Prioridades en Canberra 1987